• Team Amarantole

Aporte Nutricional en el Deporte en población pediátrica

Actualizado: mar 31



La actividad física en los niños y adolescentes mejora la fuerza y la resistencia, construye músculos magros y huesos saludables, desarrolla habilidades motoras y coordinación, reduce la grasa y promueve el bienestar emocional (reduce sentimientos de depresión y ansiedad). Las actividades deben ser apropiadas para su edad y deben ser divertidas y variadas.


La recomendación para la actividad física de los niños mayores de 6 años es de por lo menos de 60 minutos al día. El juego activo es el mejor ejercicio para los niños más pequeños.


Los tipos de actividad física deben ser de moderados a vigorosos. Una actividad vigorosa es la actividad que lo hace respirar fuerte y sudar. Durante la actividad vigorosa, es difícil tener una conversación con alguien. Algunas actividades, tales como montar en bicicleta, pueden ser de intensidad moderada a vigorosa, dependiendo el nivel de esfuerzo.


Los 60 minutos no necesitan hacerse todos a la vez. La actividad física puede dividirse en cortos periodos de tiempo. Por ejemplo, 20 minutos caminando y regresando de la escuela, 10 minutos de saltar la cuerda y 30 minutos en el patio de recreo suman 60 minutos de actividad física. Si su niño no está activo, empiece poco a poco de donde está y vaya aumentando con el tiempo.


Requerimientos y necesidades nutricionales en la edad escolar


Lo que diferencia a un niño de un adulto es el crecimiento y dicho crecimiento ocurre en dos etapas: en la primera hay un aumento de masa corporal (aumento de células, tamaño de las células y aumento de las fibras en los espacios intersticiales) y en la segunda hay maduración de los tejidos y órganos (las células aprenden a funcionar eficazmente para desarrollar su función). Dependiendo de la etapa de la vida en la que estemos predominará una u otra.

Periodos de crecimiento

En la etapa inicial (0-2 años), de crecimiento rápido, predomina el crecimiento de masa y en la etapa escolar predominan las funciones de maduración bioquímica. No quiere decir que dejemos de crecer sino que lo hacemos más lentamente. Después llega la adolescencia en la que vuelve a predominar el aumento de ganancia de masa.


En la edad escolar crecemos lentamente y nuestros tejidos van madurando poco a poco. El aparato digestivo, excretor, hígado, etc. funcionan prácticamente igual que los de un adulto y, por lo tanto, el niño escolar es capaz de tolerar una dieta idéntica a la de los adultos en su composición de alimentos, lo que hay que modificar son las cantidades.


Ingesta recomendada

México encabeza la lista en el mundo de obesidad infantil, es por ello que resulta de suma importancia cuidar la alimentación de nuestros pequeños.



Recomendaciones para población pediátrica, son: 4-5 años 1700 Kcal; 6-9 años 2000 Kcal; 10-12 años 2450 Kcal en niños y 2300 Kcal en niñas; y 13-15 años 2750 Kcal en niños y 2500 Kcal en niñas.


La actividad física recomendada para niños es de 60 minutos/día y sólo un 24% cumplen las recomendaciones en niños de 11 años, 14% en el grupo de 13 años y sobre el 20% en el grupo de los 15 años. El resultado es que “se come mucho y nos movemos poco” por lo que no es raro encontrar las cifras de prevalencia de obesidad actuales.

¿Por qué comen tanto los niños?

Los estudios dicen que hasta los 2-3 años los niños son capaces de ajustar su ingesta a lo que necesitan, pero a medida que los niños entran en el proceso social de la comida se pierde la respuesta a los estímulos internos de hambre y la saciedad y se empieza a comer más de lo que se necesita.

El consumo de la energía debe distribuirse a lo largo del día: 25% entre desayuno y media mañana, 35% en la comida, 10% en la merienda y 30% en la cena. La tendencia actual es a eliminar el desayuno de su ingesta diaria y esto está relacionado con una mayor prevalencia de obesidad, problemas de rendimiento escolar y otras alteraciones, por lo que deberíamos revertir esa tendencia y recuperar el desayuno de mesa y mantel, y esto puedes lograrlo de una forma muy sencilla con Amarantole.


Requerimientos protéicos Los requerimientos de proteína son de 30 g/d para niños entre 4-5 años, 36 g/d para 6-7 años, 41 y 43 para 10-12 años y entre 45-54 para 13-15 años. Recuerda que no sólo es un aporte en proteínas animales, también vegetales, como las que encuentras en el amaranto, y en su versión más deliciosa, Amarantole. La regla general es que 120 gr de carne magra equivalen a 29 gramos e proteína efectiva, es decir, lo que se debiese consumir de proteína máxima total a los 4-5 años de edad.

Requerimientos lipídicos Es muy importante tener en cuenta que muchos estudios estiman que aproximadamente un 22% de los niños tiene niveles de colesterol sanguíneo elevados (>200 mg/dl); de estos niños un 50% necesitará tratamiento farmacológico cuando sea adulto. Recuerda que la inulina de agave y Amarantole, contribuyen a reducir la posibilidad de que esto suceda. Las grasas en niños no deben superar el 30% de su ingesta diaria total.

Requerimientos de hidratos de carbono o azúcares Se recomienda siempre usar azúcares de alto rendimiento, es decir, de indice glucemico bajo, aquellos que rinden por más tiempo, como Amarantole, y evitar aquellas azucares refinadas, sodas, dulces y postres que generan un pico alto de glucosa, y requerimiento pronto de la siguiente dosis de glucosa.


Requerimientos en el deporte


Aparte del requerimiento basal antes explicado, al realizarse 1 hora continua de cualquiera de estas actividades, se deben sumar el siguiente aporte nutricional, para evitar pérdidas de peso o bajo rendimiento deportivo.




Además existen los requerimientos de vitaminas, minerales, y fibra, Amarantole le provee a nuestros pequeños de un alto contenido de Fibra, Calcio y Zinc, Hierro Escualeno y Ácido linoleico (grasa antioxidante con efectos protectores sobre la piel, el sistema circulatorio y digestivo). Vitaminas A, B, C, B1, B2, B3, D, K, ácido fólico, fósforo y magnesio. Aminoácidos esenciales (leucina, lisina, valina, metionina, fenilalanina, treonina e isoleucina) entre otros.






 

© 2019 Amarantole es un producto elaborado por Grupo Manrod S.A de C.V.  

Sitio creado y administrado por Mkg Group